En noviembre se integraran a cuatro jóvenes con diferentes discapacidades en puestos de trabajo de nuestra Ciudad. La inserción se realizará bajo el programa Promover la Igualdad de Oportunidades de Empleo que ya tiene en Estación Juárez Celman un caso de éxito con la incorporación de Claudio Alegre.

Estos entrenamientos tienen el objetivo de crear las habilidades y hábitos propios de un ambiente laboral competitivo. Además de generar confianza en el participante y facilitar su aprendizaje con prácticas en distintos oficios que incluyan procesos de formación y el acompañamiento de un tutor.

Las implementaciones de los programas son posibles gracias a una articulación múltiple, siendo esencial contar con la voluntad de superación del participante. También se debe destacar la fuerza de los padres para mantenerse activos y buscando oportunidades para sus hijos. Y en el mismo sentido la presencia de las instituciones municipales, los tutores y los coordinadores, que son actores de desarrollo claves para la llegada a buen puerto de los planes trazados desde un comienzo. En una de las reuniones de coordinación, la intendenta Myrian Prunotto se pronunció al respecto:

“Estos jóvenes ahora tienen un desafío por delante que se han ganado con su esfuerzo y los de sus padres. Los felicito por mantenerse en posición de combate, dando un poco más cada día, porque es de la manera que se sale adelante. Y les puedo asegurar que hablo en nombre de todo Juárez Celman cuando digo que son un orgullo y un ejemplo de perseverancia y voluntad.”

El programa Promover está dirigido a trabajadores desocupados mayores de 18 años con certificado de discapacidad y residencia permanente en el país.

En Estación Juárez Celman ya se venía implementando desde julio del presente año una integración de este tipo con Claudio Alegre que forma parte de la planta de empleados de la Casa de la Cultura y ha obtenido, según prestigiosas instituciones dedicadas a la integración laboral de jóvenes con discapacidades, unos resultados sobresalientes.